Un regalo para toda la vida

Parece que hemos sobrevivido a la Navidad. Y ya que estamos, a lo que se nos ponga por delante. “El peso pesado” de estas fechas ya ha pasado y nos encantaría saber cómo os ha ido esta Navidad diferente.

Hace unas semanas, hablábamos de esta Navidad diferente. La podemos entender como una Navidad de nostalgia, con una silla vacía o una de más, de sentimientos encontrados, pero también de nuevos platos, postres exóticos y, sobre todo, emoción y entusiasmo ante lo desconocido.

Y ahora que todo eso ya queda atrás, preguntamos: pues tampoco ha sido para tanto, ¿verdad? Seguro que la famosa curva de adaptación, con sus altibajos, se ha concentrado y visto claramente representada en esta época. Pero una vez que pasa la tempestad, todo vuelve a la calma. Y eso es también un poco lo que sucede con una experiencia AFS.

WhatsApp Image 2018-12-24 at 10.04.54 (12).jpegNos da miedo enfrentarnos a lo desconocido, a la incertidumbre que representa esta aventura. Y después, acabamos descubriendo que en realidad lo que reina en una relación de afecto creada durante un programa de aprendizaje intercultural son las similitudes entre iguales, que es lo que, al fin y al cabo, somos; la naturalidad en el trato, la rutina familiar, el compartir… son acciones que, aunque estemos atravesando una zona de turbulencias, como puede haber sido la Navidad, siempre acabamos alcanzando la velocidad y altitud de crucero necesarias que dan estabilidad al avión de esta experiencia.

Como hemos escrito en entradas anteriores, la Navidad sirve para poner a prueba la fortaleza de la relación. Y es eso lo que estamos deseando escuchar de vosotros, familias AFS. A parte de cómo habéis pasado esta nueva Navidad intercultural.

Deseamos de corazón que este nuevo año que acaba de empezar venga cargado de momentos inolvidables y enriquecedores de una mano del joven, ya sea vuestro hijo anfitrión o natural, al que le estáis dando la oportunidad de descubrir el mundo. Pero además, de descubrirse a sí mismo y de ver más allá del horizonte. Como madres y padres, ese es el mejor regalo de reyes que podéis hacer 🙂 

¡Esperamos vuestros comentarios!

Un comentario sobre “Un regalo para toda la vida

Agrega el tuyo

  1. Como madre de una estudiante fuera, la Navidad ha sido extraña, con momentos de bajón pero con la sensación de hacer las cosas bien, de dar a nuestra hija un regalo valioso, como es esta experiencia en su vida. Su alegría, el cariño de la familia anfitriona tan estupenda nos ha servido para sobrellevar mejor estos momentos. Doy las gracias por la suerte que tiene…. me hubiera encantado haber sido un afser hace años…y haber podido pasar una Navidad diferente y tan enriquecedora.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: