Radiación intercultural en nuestra piel

Pues sí, ya llegó. Y nos parecerá mentira, pero esto llega a su fin. O a su comienzo, según se mire. Ya que el fin de esta experiencia en la que os habéis inmerso como familia supone el comienzo de una nueva, pero sin fecha de fin. Como volver de la playa en pleno agosto con el olor a sal y a arena en nuestro cuerpo después de haber disfrutado de un merecido día de esparcimiento, el bagaje que nos deja este programa de aprendizaje intercultural se nos queda igual de impregnado, con la diferencia de que no se va ni con una ducha ni con la aspiradora. Sino que se incrusta, nos cala por dentro y acaba formando parte de nosotros mismos, de nuestra familia, de nuestro entorno, de nuestro hogar.

DSC01786
Concha y Santiago (a la derecha) después de ser familia anfitriona en 2002 de Siu Ki (de Hong Kong) tuviera el honor de formar parte de su boda, demostrando los lazos de amistad tras una experiencia AFS.

Esta experiencia ha sido, entre otras cosas, como una (apacible unas veces; calurosa, otras) tarde al sol en la que los rayos han ido incidiendo en nuestro cuerpo. Durante esos meses, hemos estado expuestos a diferentes radiaciones, pero de carácter intercultural, y sin darnos cuenta, no es que nos hayamos ido poniendo rojos, bronceados ni quemados (a pesar de haber ido pasando por situaciones difícil o de alta tensión) sino que nos hemos ido transformando, reconvirtiéndonos en ciudadanos globales que identifican la diversidad cultural con un valor de aprendizaje y no como una amenaza.

 

Por eso, el haber llegado hasta aquí como familias AFS, aparte de todo nuestro agradecimiento por haber abierto las puertas de vuestro hogar a una nueva cultura y por haberle dado a vuestros hijos la oportunidad de descubrir el mundo, el mayor reconocimiento por haber sido capaces de enfrentaros a lo desconocido.

Desafortunadamente, cada vez es más frecuente que lo desconocido nos cause rechazo y miedo, sobre todo cuando ese desconocimiento viene dado por causas culturales o acrecentado por un idioma distinto. No es fácil enfrentarse, como habéis hecho vosotros, a una situación en la que priman las diferencias y los retos. Y, aun así, con determinación, motivación, ganas y mucho entusiasmo, habéis afrontado el reto de romper las barreras culturales y aceraros a quien viene de una cultura diferente.

Que sirva de ejemplo vuestra experiencia para dejar de legado un mundo donde prevalezca la generosidad y las diferencias sean riqueza.

De todo corazón, ¡gracias familias AFS!

4 comentarios sobre “Radiación intercultural en nuestra piel

Agrega el tuyo

  1. Gracias a AFS, por estas palabras tan bonitas que nos habéis brindado de despedida.
    Ha sido una experiencia increible la que hemos tenido con Sofía,, creo que tenéis razón este aprendizaje se queda impregnado para el nuestro de nuestra vida, porque ella ya pertenece a nuestra familia. Feliz verano a todos y Enhorabuena por el trabajo que hacéis y darnos la oportunidad de conocer a gente tan maravillosa que hay en el mundo.
    Mari Carmen.

  2. Hola y hasta siempre…
    Odio las despedidas y mas por que, en mi vida, intento que solo sea la Muerte quien me obligue a despedirme de verdad y todo lo demás, sea un sincero ¨hasta pronto¨, y la Alegría de haberlo vivido, de haberos conocido, de compartirlo y ser parte ;))).

    Vuestra entrada del blog de hoy me ha encantado y sobre todo aquello de:
    …¨Que sirva de ejemplo vuestra experiencia para dejar de legado un mundo donde prevalezca la generosidad y las diferencias sean riqueza¨. Brillante!!!

    Como siempre gracias a Vosotros, a Afs, por hacer que esto sea posible y sobretodo a las Familias por hacer que sea Realidad.

    Hoy tengo que ser breve, por que me embarga la emoción y no me malinterpretéis como un sensiblero, de verdad que no lo soy, pero después de un año, vuelve Maria de Suecia y tengo SED de ella…
    Y se va Lucia a Austria y necesito decirle, de corazón y muy Sinceramente…: ¨hasta pronto¨.

    Así que hoy me despediré con un hasta Siempre…
    … y una exquisita canción del Cirque du Soleil:

    Con esa estrofa preciosa: …¨come un lampo di vita, Alegria!!!, come la rabia de amar, Alegria!!!, come un asalto di gioia, Alegria!!!…
    ;)))

    1. Como dices, todo es un hasta pronto, Jordi. El año que viene más, con nuevas emociones y aventuras. Gracias por haber formado parte de esta experiencia con nosotros. Y esperamos que tanto la despedida de Lucia como la bienvenida de María estén llenas de mucha alegría. Y como siempre, os animamos a compartir alguna foto de esos momentos con nosotros si os apetece 🙂 ¡Gracias y abrazos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: