El satisfactómetro

Hay una dinámica que usamos mucho en las actividades de AFS que, aunque tenga su propio nombre, aquí entre nosotros podemos definirla como el “satisfactómetro”. Seguro que si habéis asistido a alguna de las actividades para familias organizadas por el voluntariado de vuestra zona, la conoceréis. Es tan simple como reveladora:

A los participantes en la actividad se les plantea una premisa con la que tras un breve periodo de reflexión se tienen que posicionar sobre un medidor, es decir, el satisfactómetro.

“¡Qué difícil, qué complicado!” viene a ser lo más oído durante esta dinámica de boca de los participantes. El principal motivo de esa inquietud no es la falta de tiempo para posicionarnos sobre la escala, según nuestro grado de satisfacción con la situación que se nos ha planteado. Sino la falta de tiempo, en general, por no habernos parado antes a pensar o reflexionar sobre determinadas situaciones por las que hemos ido pasando.

Por eso, aprovechamos la perdurabilidad de nuestro blog para plantear aquí cuestiones y premisas que os inviten a la reflexión. No hay excusa, la perennidad de esta publicación os permite a vosotros, familias AFS, con un solo click, salir y entrar en nuestro satisfactómetro hasta que encontréis vuestros verdaderos lugares en la escala.

Estamos a muy pocos meses de terminar esta experiencia, aunque ahora comienza la verdadera aventura del vivir con un nuevo bagaje. Por eso es importante y muy necesario tirar del freno de mano de nuestro programa e indagar en nuestro interior. Lo que buscamos con nuestra entrada de hoy es invitaros a rebuscar en esos aprendizajes y descubrimientos que hayan hecho y sigan haciendo de ésta una experiencia valiosa. Como si estuviéramos dentro del tubo capilar de un termómetro, vamos a ir pasando por todos los grados de la escala muy seguramente dependiendo de la temperatura de las situaciones que hayamos vivido. ¡Pero no nos quedemos ahí pinchados! Un termómetro es un instrumento que experimenta cambios físicos en respuesta a una temperatura. Cuando la temperatura cambia, el valor se modifica.

Por eso, esperamos que no os quedéis anclados en un único punto del medidor. Y que si así fuera, analicéis cómo cambió la temperatura a vuestro alrededor, es decir, todo lo que vino después, qué cosas aprendisteis y descubristeis en ese punto, y seguro os encontrareis en otro grado diferente de la escala y con una gran enseñanza a vuestras espaldas.

Para todos, papás y mamás de AFS, os dejamos algunos de los beneficios de participar en un programa de aprendizaje intercultural sobre los que podéis reflexionar si la presión de estar participando in situ en el satisfactómetro 😉

Termometro AFS (3)Termometro AFS (2)Termometro AFS (1)

¿Dónde os situáis vosotros? 

2 comentarios sobre “El satisfactómetro

Agrega el tuyo

  1. Una entrada muy interesante, que sin duda nos hace reflexionar, gracias.
    La verdad que en los tiempos que corren, siempre rápidos, explicar en poca palabras que define la temperatura de nuestra experiencia con afs y ademas medirla no es tarea facil, pero lo voy a intentar:

    Como Familia de envío, lo que define la temperatura de esta experiencia, ha sido el aprendizaje de nuestra Hija Maria en Suecia y de nuestra Familia en Barcelona y la medición es alta y cálida, gratamente satisfactoria, la mejor prueba es que este año se va Gabriel a Alemania, nuestro segundo hijo. Ella vuelve madura, con dos idiomas y las ideas claras; Nosotros satisfechos de como hasta ahora la habíamos educado y con la conciencia que vamos a tener que seguir luchando, que largo es el camino, pero vamos en la buena dirección.

    Como Familia de acogida, lo que define la temperatura ha sido la tolerancia y la flexibilidad bilateral de Lucia y nuestra Familia, nuestra Hija de acogida, sin duda hizo un gran esfuerzo de adaptación y comprensión de nuestra Cultura y nuestra Casa y nosotros lo hicimos con Ella, al final de nuevo la medición es alta y satisfactoria, sin duda fruto de un proceso que venia del frío y que seguro acabará siendo inolvidable por su calidez. Remitiendome a la garantía de la repetición, seguro, pero no este año, pues entendemos que en la llegada de María en Julio y después en la de Gabriel el año que viene, debemos guardar tiempo de intimidad y después volveremos a acoger, seguro.

    Mientras gracias a Afs, por la oportunidad y a todo su equipo por el apoyo, consejos y proximidad, saludos, Jordi.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: