Envío 2: La primera adaptación de los estudiantes vs la primera crisis de sus familias

Ya estamos a finales de Octubre y vuestros hijos e hijas llevan en sus destinos más de dos meses. Si recordáis la curva de adaptación que en algún momento os hemos presentado, ya han pasado la etapa del cansancio inicial por la llegada y la etapa de añoranza en la que quieren volver a casa a toda costa. En este momento están experimentando lo que llamamos “primera adaptación”,

Los/as estudiantes empiezan a tomar conciencia sobre la nueva realidad. En esta etapa probablemente se manejen suficientemente el idioma, comienzan a hacer amigos/as y a tener mejor capacidad de comunicación.

Ilustración: depeapa

En este momento seguramente notéis que se comunican menos con vosotros y las conversaciones son más cortas. Ahora las familias tenéis un papel fundamental para asegurar el éxito de la experiencia de vuestros hijos e hijas.

  • No tener una comunicación excesiva, dejad que se regulen ellos mismos.
  • Debemos darle confianza en la distancia, si se ven autónomos, lo serán.
  • Si vosotros confiáis en ellos, confiarán en sí mismos.

Así que con este recordatorio, ya podéis dejar de pensar que se han olvidado de vosotros y que ya no os necesitan. Sin duda, os necesitan más que nunca para que en la distancia, puedan seguir creciendo.

8 comentarios sobre “Envío 2: La primera adaptación de los estudiantes vs la primera crisis de sus familias

Agrega el tuyo

  1. Me gustaría hablar a todas horas con él. Desde que se fue solo una vez hemos hecho un skype con jesús, el resto por was ap. Pero como le veo feliz, no me importa. Y desde aquí dar las gracias a la familia que ha acogido a Jesús, lo han hecho uno más. Así que mil gracias por ayudarme a formar como persona a mi mayor tesoro: mi hijo. Muchas gracias de corazón. Y a vosotros daros las gracias por esta iniciativa para poder comunicarnos. Es como una terapia de grupo.

  2. Hola a todos,
    Nosotros antes de enviar este año a nuestro hijo fuera, tuvimos un estudiante durante un año y fue una gran experiencia, con sus buenos y malos momentos como toda convivencia y este año
    fué nuestro hijo el que nos animó a acoger otro estudiante durante tres meses para que no
    sintiéramos tanto su ausencia y estamos muy contentos de habérlo hecho.

  3. Nosotros dejamos que sea ella la que se comunique, aunque a veces es duro ver que se comunica mas con sus amigos que con nosotros. No obstante, hay que mantener la cabeza fria y tener en cuenta que nunca dejaremos de ser su familia y los primordiales en su vida.

  4. Hola a todos:
    Nuestra familia también sufrimos en la distancia , la falta de comunicación frecuente con nuestro hijo, pero cuando siento la necesidad, le escribo una carta , o le envío una postal, o alguna cosilla, que sé, que le gusta , y nos parece suficiente para sentirnos cerca de el.
    También trabajar como voluntaria, y seguir en contacto, con otros niños afs aquí, que están pasando por lo mismo , nos ayuda a sentirnos, más en consonancia con sus sentimientos.
    Y como no, escribir notas de agradecimiento, a esas familias que los acogen con el cariño y generosidad que manifiestan.
    Hemos sido familia anfitriona, antes que de envío, y eso hizo que mi hijo tuviese un año de preparación muy valioso. Ponerse en el lugar de…., mentalizarse de la experiencia que iba a vivir y lo que se esperaba de él, unido a su carácter jovial y extrovertido, hace que esté disfrutando con plenitud del año de su vida.
    Tiempo habrá de escuchar sus anécdotas ,por las que nos sentimos ávidos ahora.
    Su mundo cambia para siempre y sus vidas, después también.Tremendo regalo ( castigo ) que les hacemos como padres , para formar a los adultos del futuro , en el respeto y la tolerancia .

    Gracias a la gran , gran, familia AFS de la que ya formamos parte.

  5. cada vez hablo menos con María, está feliz y fue capaz de encontrar un hueco muy cómodo con su familia belga. Volvería a “sufrir” la separación porque la veo feliz.

    1. El comentario de Helena ML es algo incompleto porque ¿Con que frecuencia se comunican?.
      Con mi hijo nos comunicamos por skype los fines de semana y nos va bien ¿Esto es mucho, poco?. La diferencia horaria no pemite mucho más.
      Rosa BC

      1. Sí, lo siento. No sé que ha pasado con mi comentario.
        Nosotros nos comunicamos cada dos o tres fines de semana también por skype pero siempre está la familia delante. No le permiten que se comunique sola con nosotros. La verdad, no nos importa. Parecen buena gente y la tratan muy bien. La vemos muy feliz y ya casi han pasado tres meses. Nosotros también lo llevamos bien (de momento). Supongo que en alguna fecha clave nos pegará el bajón. !No va a ser todo de color rosa!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: